La Cumbre de Biden marca el inicio de un año decisivo para la acción climática | WWF

La Cumbre de Biden marca el inicio de un año decisivo para la acción climática

Posted on
19 abril 2021


  • La Cumbre de Líderes sobre el Clima, organizada por el presidente de los EE.UU., Joe Biden, podría acelerar el impulso político necesario para garantizar un resultado exitoso en la COP26 y cimentar las bases para una acción efectiva en los próximos años.
 
19 de abril de 2021 - La Cumbre de Líderes sobre el Clima, una reunión organizada por el presidente Biden, inicia tanto la "década de ejecución" por el clima, la naturaleza y el desarrollo, y un año decisivo para la acción climática. La reunión de dos días comienza el Día de la Tierra, el 22 de abril.
 
Muchos líderes de las economías más grandes y de algunos de los países más vulnerables del mundo se reunirán virtualmente para discutir cómo desencadenar el cambio transformador requerido para enfrentar la crisis climática.
 
El esperado anuncio por parte de EE. UU. sobre sus objetivos revisados ​​de emisiones climáticas y los anuncios anticipados de los líderes que asistirán, es una oportunidad para que la Cumbre acelere el impulso político necesario para garantizar un resultado exitoso en la COP26 y sentar las bases para una acción efectiva en los próximos años.
 
Manuel Pulgar-Vidal, líder global de Clima y Energía para WWF, dijo: “La misión principal de los líderes que asisten a esta cumbre debe ser propiciar los esfuerzos que mantengan la meta de 1,5°C al alcance. Deben anunciar acciones tangibles que aceleren el cambio transformacional necesario para reducir a la mitad las emisiones globales hasta el 2030".
 
“No alcanzaremos este objetivo si no desatamos la voluntad política necesaria para garantizar un resultado exitoso en la COP26 y no ponemos sobre la mesa los elementos necesarios para implementar estos planes, como el financiamiento climático. Esperamos ansiosamente que los países más ricos del mundo, incluido Estados Unidos, lideren con el ejemplo, mostrando mayor ambición y poniendo en práctica las promesas ”, agregó.
 
Pulgar-Vidal dijo que los compromisos asumidos por las ciudades, las empresas y otras organizaciones subnacionales también deben reflejarse en los planes climáticos nacionales y deben estar respaldados por entornos políticos propicios. "Muy específicamente, los líderes deben incluir políticas y acciones concretas para ampliar las soluciones basadas en la naturaleza y eliminar gradualmente los subsidios dañinos, comenzando por eliminar todos los subsidios a los combustibles fósiles".
 
Además, alentó a los líderes a suscribirse al Compromiso de los Líderes por la Naturaleza y a acelerar la implementación de estos convenios.
 
El enfoque general de la cumbre es aumentar la ambición climática. Esto es más evidente en los planes climáticos nacionales (o contribuciones determinadas a nivel nacional, NDC) que los países deben presentar a la ONU como parte de sus compromisos del Acuerdo de París y en las estrategias a largo plazo. Abordar estos son problemas críticos de adaptación, resiliencia y financiamiento climático.
 
WWF considera que los siguientes son cruciales para esto:
 
  • Un enfoque sólido para toda la sociedad: impulsar todos los compromisos de neto cero de la estrategia a largo plazo y las NDC ambiciosas en acciones de descarbonización transformadoras e inmediatas en todos los sectores de la economía. Si bien no debería sustituir la acción nacional, las declaraciones de los líderes deberían abarcar el papel fundamental que las empresas, las ciudades, los estados y otras instituciones subnacionales desempeñarán en la implementación y su compromiso de respaldar su acción progresiva con una política nacional propicia. 
  • Dar mayor énfasis e impulsar mayor acción para las soluciones basadas en la naturaleza: fomentar los compromisos de los países para incluir soluciones de calidad basadas en la naturaleza como parte de su plan para reducir las emisiones y desarrollar resiliencia. Esto debe incluir:
    • Apoyo adicional del Compromiso de Líderes por la Naturaleza, así como un compromiso con la naturaleza del 30% de la financiación climática internacional y un aumento general de la financiación climática
    • Un compromiso para acabar con la deforestación y la conversión del hábitat
    • Oportunidades de adaptación basadas en ecosistemas en todos los países y paquetes de estímulo económico y recuperación que sean positivos para el clima y la naturaleza 
  • Ampliar la financiación pública y privada: aumentar y alentar los compromisos financieros básicos para brindar el apoyo necesario al Fondo Verde del Clima, el Fondo para el Medio Ambiente Mundial y otros mecanismos de financiación pública similares, mientras se aprovecha el poder de la financiación privada para movilizar inversores, incluso a través de TCFD y TNFD. Esto también debería incluir un compromiso firme para eliminar los subsidios dañinos, comenzando con una fecha límite firme para poner fin a los subsidios a los combustibles fósiles para el G20 a finales de este año.