WWF felicita a Obama por aprobar una Estrategia Nacional contra el tráfico de especies | WWF

WWF felicita a Obama por aprobar una Estrategia Nacional contra el tráfico de especies



Posted on 12 febrero 2014
Marfil confiscado por el Ministerio Forestal y de vida salvaje de los cazadores furtivos
© Mike Goldwater/ WWF
Coincidiendo con el comienzo de la cumbre internacional de Londres sobre tráfico de especies, el Gobierno de Estados Unidos ha aprobado la primera Estrategia Nacional contra estos crímenes. WWF aplaude este histórico compromiso de Estados Unidos, un hito en la lucha contra el sangriento comercio ilegal que está poniendo en peligro a las especies más emblemáticas de nuestro planeta. WWF ha jugado un importante papel en la elaboración de esta Estrategia Nacional, con la participación en el Consejo Asesor del presidente Obama sobre tráfico de especies.

“Hoy celebramos un gran logro en la lucha global para erradicar los crímenes contra la vida salvaje. El Presidente Obama ha situado al tráfico de especies como prioridad para más de una docena de agencias federales, reconociendo que esta actividad se ha convertido en una de las industrias delictivas más lucrativas del mundo”, ha declarado Carter Roberts, presidente de WWF-US y miembro del Consejo Asesor de Obama sobre tráfico de especies.

La estrategia de Obama complementa la aprobación reciente por parte del Congreso americano de un presupuesto de 45 millones de dólares para combatir el tráfico ilegal de vida salvaje. Según WWF, es el momento de poner en marcha un plan de acción que apoye a esta ambiciosa estrategia.

La estrategia toca todos los puntos clave y responde a la necesidad fundamental de fortalecer la aplicación de la ley y movilizar a las nuevas agencias federales en la lucha contra estos crímenes. También incorpora acciones para reducir la demanda de los consumidores de productos de flora y fauna ilegales. Estados Unidos es el segundo mercado mundial de productos de vida salvaje, en su mayoría ilegales, y un importante punto de paso en el tráfico de especies.

“Para erradicar esta crisis es esencial fortalecer nuestro compromiso colectivo y hacer más, tanto en nuestro país como en el extranjero. El Presidente y el Congreso han enviado un mensaje inequívoco al resto del mundo: Estados Unidos no tolerará la matanza masiva y sin sentido de la vida salvaje, ni las enormes ganancias criminales que esto genera”, ha declarado Carter Roberts.

"Esperamos que los líderes mundiales de Estados Unidos, Europa, Asia y África impulsen aún más la lucha contra el tráfico ilegal de vida salvaje en la cumbre que se celebra esta semana en Londres, auspiciada por el Gobierno británico”, concluyó Roberts.
Marfil confiscado por el Ministerio Forestal y de vida salvaje de los cazadores furtivos
© Mike Goldwater/ WWF Enlarge