Climate Witness: John Rumney, Australia | WWF

Climate Witness: John Rumney, Australia



Posted on 01 mayo 2007
John Rumney, WWF Climate Witness from Australia
© John Rumney
Me crié en los EEUU y me cautivaron las maravillas submarinas que Jacques Cousteau captó en sus documentales. El sueño de llevar a cabo mi propia versión de la aventura de Calypso nunca ha muerto y ahora, yendo más allá de mis fantasías juveniles,  llevo adelante mis proyectos en la Gran Barrera de Coral.

English | 中文 | Italiano | Español | Deutsch | Dutch

Llegué al norte de Quensland hace más de 30 años, deseoso de explorar la majestuosidad y las maravillas de la Gran Barrera de Coral. El arrecife es probablemente mi corazón y mi alma. Dejé los EEUU para venir a explorarlo, y aún me fascina.

Cuando llegué por primera vez a Port Douglas, pasé muchos años pescando y buceando en el arrecife, de semanas en semanas me embarcaba con mi mujer y con el tiempo también con mi joven familia. Con el tiempo empecé a notar que la idea que tenía del arrecife como una tierra maravillosa e inmaculada no se correspondía con lo que veía. Cuando empecé a percibir que los peces eran cada menos, comencé a cambiar mi vida más y más.

Con los investigadores  en el arrecife.


A comienzos de los 80, la autoridad del Parque Marino de la Gran Barrera de Coral fletó mi embarcación comercial y de pesca  para estudiar el estado del Parque Marino que se acababa de crear. Tener a los investigadores a bordo me hizo darme cuenta de la falta de fondos y de acceso a arrecifes remotos, lo que dificultaba la investigación y nos privaba del entusiasmo de ver las maravillas del arrecife. Surgió así el concepto de utilizar el dinero del buceo de aventura para la financiación de las investigaciones.

En 1995 me embarqué para cumplir con mis sueños juveniles, así me uní a Rino y Diana Grollo para poner en marcha “El explorador sumarino” (Undersea Explorer). La visión del Explorador Submarino era la de crear un “nuevo Calypso”, en el que buceadores de aventura podrían unirse a los investigadores para llevarse experiencias más intensas y únicas en el arrecife. Mientras que el buceo de aventura para turistas es una prioridad, el Explorador Submarino aporta la financiación para muchos proyectos de investigación, el acceso a zonas claves del arrecife, puestos de trabajo y apoyo para los estudiantes y científicos de biología marina.

Mi negocio ha florecido y la embarcación ha supuesto una base muy importante para la investigación de tiburones, de la ballena minke, de las interacciones entre el humano y las ballenas, calidad del agua,  corales fluorescentes, erosión biológica  así como del escurridizo nautilus.

El futuro es incierto para el arrecife y las comunidades que mantiene. A pesar de mi éxito ayudando con temas de gestión medioambiental del arrecife tales como el plan de protección de calidad del agua y la ampliación  de las áreas protegidas de la Gran Barrera de Coral desde un 4,5% hasta un 33%; aún estoy preocupado con el futuro, no sólo por el arrecife, sino por la comunidad en la que vivo y por el paisaje que rodea a mi hogar.

Mi preocupación inicial sobre la disminución del número de peces, se ha extendido al daño causado en las zonas costeras del arrecife por las escorrentías  ricas en nutrientes procedentes de las tierras de cultivo. Sin embargo lo que me preocupa más es la amenaza del blanqueamiento  provocado por el calentamiento global. Ver un coral blanqueado por primera vez es una experiencia espeluznante. Un coral que aparentemente emana salud puede convertirse en un terreno yermo y blanqueado en una o dos semanas.

A parte de la preocupación por los impactos  en la salud del arrecife, mis pensamientos se dirigieron a los impactos que el blanqueamiento del coral puede tener en mi negocio y en la comunidad.  Hace 8 años vi por primera vez  el blanqueamiento claramente diferenciado de las marcas que deja al alimentarse la estrella de mar local “Corona de Espinas”. Ahora es común ver estas diferencias.

En 2009 estuvimos alerta porque se esperaba un blanqueamiento muy importante después de un año muy caluroso, pero al final, la magnitud del ciclón Hamish en el 2008 cambió las corrientes y trajo agua más fría desde el fondo. Se evitó así un desastre de blanqueamiento de coral muy importante. El ciclón destruyó muchos corales pero quedamos aliviados porque previno un blanqueamiento muy importante.

Además, los impactos del cambio climático pueden ir a peor debido a la influencia de factores locales en los arrecifes de coral, tales como el empeoramiento de la calidad del agua que desencadena brotes de depredadores como la “Corona de Espinas”. En los seis últimos años he perdido alrededor del 10% de los puntos de buceo debido a este depredador y al blanqueamiento; y sé lo que ha pasado en el Caribe y en las Maldivas, -si esto sucede aquí, ¿qué vamos a enseñar a nuestros invitados?

La acidificación de los océanos está matando los corales.


En el 2008 me conciencié de una nueva amenaza cuando aprendí sobre el problema de la acidificación. Debido al incremento del dióxido de carbono en la atmósfera, los océanos están absorbiendo dióxido de carbono y se están acidificando. Esto evita que los corales formen sus esqueletos.

Todos hemos estado muy preocupados por el blanqueamiento y los depredadores como la “Corona de Espinas” pero quizás esto no es nada comparado con la amenaza de la acidificación.

El impacto en el turismo será masivo.


Somos muy afortunados porque en Port Douglas tenemos el bosque tropical de patrimonio mundial y la Gran Barrera de Coral… pero todo el mundo viene aquí siguiendo el turismo natural, para conectar con la naturaleza… si no tenemos un medio ambiente sano que poder enseñar a estas personas  y los privamos de la parte natural de este turismo,  acabarán yendo  a Disneyland.

Tengo aquí una buena razón para preocuparme ya que el turismo captado por la Gran Barrera de Coral produce unos ingresos de alrededor de 5500 millones anuales y da trabajo a más de 60000 personas.

Debemos escuchar a los miles de científicos del clima y mirar en nuestros corazones para encontrar la verdad obvia y emprender medidas correctivas para adaptar nuestro comportamiento.

Vea este documental sobre los impactos del cambio climático que John Rumney ha observado en la Gran Barrera de Coral y la acción que ha emprendido para reducir la huella de carbono.



 

Revisión científica

Revisado por: Ove Hoegh-Guldberg, catedrático y director, Centro de Biología Marina, Universidad de Queensland, Australia

John Rumney ha aportado una explicación equilibrada de las experiencias vistas en todo el mundo sobre el blanqueamiento del coral, el aumento de las temperaturas del mar y el cambio climático. En los últimos años, operadores turísticos como John Rumney (que visita la Gran Barrera de Coral casi todos los días) han experimentado un deterioro constante del recurso clave de sus negocios.

Ya se ha observado en seis momentos blanqueamientos masivos en la Gran Barrera de Coral. En todos los casos, hasta el 60% de los arrecifes del Parque Marino de la Gran Barrera de Coral se ha visto afectado. El motor subyacente de estos blanqueamientos ha sido el aumento de las temperaturas del mar, que se da 100 veces más rápidamente que en los últimos 740000 años ( (Hoegh-Guldberg et al 2007, Science Magazine, Diciembre 2007).

John también ha asociado factores locales al deterioro de los arrecifes. Al mencionar la estrella de mar “Corona de Espinas” que probablemente es atraída por factores locales tales como el aumento de los niveles de nutrientes, enfatiza las asociaciones sinérgicas que estamos encontrando entre los factores globales y los locales. Básicamente, los arrecifes afectados por factores locales tienen menos posibilidades de recuperarse de estos problemas derivados del cambio climático global tales como el blanqueamiento.

Se puede encontrar un resumen actual de los problemas de los arrecifes en el artículo de revisión científica ‘Coral Reefs under Rapid Climate Change and Ocean Acidification’ (Referencia más abajo). Se hace hincapié en la importante relación entre el calentamiento global y la acidificación de los océanos “el sigiloso asesino de los corales” Es poco probable que nos encontremos diariamente con operadores turísticos como John Rumney. Sin embargo, con el tiempo, cambios en la acidez de los océanos pueden llevar a la extinción de los arrecifes de la Gran Barrera de Coral y retrasar su recuperación a centenas de miles o incluso millones de años.
  1. Bellwood, D.R., Hughes, T.P., Folke, C., and Nystrom, M. (2004). Confronting the coral reef crisis. Nature 429, 827-833
  2. Bruno JF, Selig ER (2007) Regional Decline of Coral Cover in the Indo-Pacific: Timing, Extent, and Subregional Comparisons. PLoS ONE 2(8): e711 doi:10.1371/journal.pone.0000711
  3. Hoegh-Guldberg, O., Mumby, P.J., Hooten, A. J., Steneck, R.S., Greenfield, P., Gomez, E., Harvell D. R, Sale, P.F., Edwards, A.J., Caldeira, K., Knowlton, N., Eakin, C. M., Iglesias-Prieto, R., Muthiga, N., Bradbury, R.H., Dubi, A., and Hatziolos, M. E., (2007) Coral Reefs under Rapid Climate Change and Ocean Acidification. Science 318: 1737-1742

All articles are subject to scientific review by a member of the Climate Witness Science Advisory Panel.
 
John Rumney, WWF Climate Witness from Australia
© John Rumney Enlarge
Aerial view of Hardy Reef, Great Barrier Reef Marine Park, Australia.
© WWF / Jürgen Freund Enlarge
Coral reef destroyed by Crown of Thorn starfish or by coral bleeching.  Great Barrier Reef & Coral Sea, Australia.
Coral reef destroyed by Crown of Thorn starfish or by coral bleeching. Great Barrier Reef & Coral Sea, Australia.
© WWF / Jürgen FREUND Enlarge